martes, 16 de diciembre de 2008

Casa solariega



Nunca había encontrado la manida denominación más apropiada que para este caserón de Orante (Huesca); fascinación y grato asombro en esta mañana decembrina de sol y nieve.
A los canteros les importaba un pito la ortografía..., además, no les hacía falta.
Publicar un comentario